Representación gráfica de las permutaciones de las categorías sociales: géneros, clases, razas y orientaciones sexuales (más permutaciones del mito)

Sobre una base con cuatro características o categorías ideales para definir estructuras para estudiar la sociedad se pueden representar individuos ideales. Estas cuatro características pretenden modelar y caracterizar cuatro relaciones sociales fundamentales, que toman consideración sistémica, a saber: el género, la raza, la clase y la orientación sexual.

La figura da una representación gráfica de los 16 casos o permutaciones posibles que se pueden obtener con estas categorías (ver artículo [1]).

Esta representación es más formal que el gráfico anterior, en este caso cada rotación corresponde a una permutación.

Esta representación no agota todas las formas posibles que se pueden hacer con estas figuras.

[1] https://jordipujolxlopadri.wordpress.com/2014/05/15/las-permutaciones-del-mito/

 

Permutaciones del mito 22 bis

Inversión

Permutaciones del mito 23

<< El horro cósmico, ancestral profanador de vivos y muertos, transmutante sideral del espacio y el tiempo. Dieciséis son los ojos. Treinta y dos son los ojos. Innombrable ente, asolador de la humanidad aguarda en dimensiones oblicuas de geometrías obscenas, descomponiendo los contornos de la historia y del olvido. >>

Abdul Alhazred, El Necronomicón

 

<< It was a terrible, indescribable thing vaster than any subway train—a shapeless congeries of protoplasmic bubbles, faintly self-luminous, and with myriads of temporary eyes forming and un-forming as pustules of greenish light all over the tunnel-filling front that bore down upon us, crushing the frantic penguins and slithering over the glistening floor that it and its kind had swept so evilly free of all litter. >>

—H. P. Lovecraft, At The Mountains of Madness

“Era un algo terrible, indescriptible, mayor que cualquier tren subterráneo, un conjunto informe de protoplasma burbujeante, tenuemente luminoso y con miríadas de efímeros ojos que se formaban y desvanecían constantemente como pústulas de luz verdosa cubriendo completamente el frente que llenaba el túnel y que estaba a punto de abalanzarse sobre nosotros aplastando en su camino a los desalados pingüinos y resbalando sobre el reluciente suelo que, junto con sus congéneres, había limpiado aviesamente de toda clase de basura.”

“Algo de aquel paisaje me recordaba las extrañas y perturbadoras pinturas asiáticas de Nicholas Roerich y las descripciones, aún más inquietantes, de la meseta de Leng, de perversa fama, que aparecenen el terrible Necronomicón del árabe loco Abdul Alhazred. Más tarde sentí haber examinado ese monstruoso libro en la biblioteca de la Universidad.”

file:///C:/Users/Bernat/Downloads/H.P.%20Lovecraft%20-%20En%20Las%20Montanas%20De%20La%20Locura%20-%20v1.0.pdf

 

 

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s