“Feminismo” de ELLE, “feminismo” de Cosmopolitan, “feminismo” de multinacional

En este texto analizo un ejemplo de lo que podríamos denominar “feminismo de multinacional” y que está tan extendido en revistas “para mujeres” como ELLE, Cosmopolitan, Marie-Claire o Glamour. El ejemplo es un corto del festival cinematográfico “Notodo filmfest” [1]. El vídeo se titula “Recursos Humanos”:

El tema del corto es el machismo en la contratación y en las relaciones laborales. Por las imágenes y el guion podemos deducir que se trata de una gran empresa, probablemente una multinacional.

A mí, más que feminista, este corto me parece machista; gran discusión. Lo que sí puedo asegurar es que es un auténtico despropósito: bajo una fachada feminista se esconde una defensa del neoliberalismo salvaje. La verdad es que el poder, los medios o las grandes empresas tienen mucha maña en coger problemas sociales para tergiversarlo todo a su favor.

En primer lugar, se muestra a un encargado (¿un empleado?) de recursos humanos como un machista y un idiota (tanto por el lenguaje que utiliza como por ser un pesado que acosa a la recepcionista): nada de sorprendente, un problema bien real que se da en muchos lugares de trabajo.

Este encargado tiene una entrevista de trabajo con una candidata. En esta entrevista se pueden identificar dos tipos de machismo: el machismo del empleado y el machismo de la empresa. Sin embargo, en el corto se atribuye estos dos tipos de machismo al encargado. He aquí la primera tergiversación.

El machismo reflejado en los criterios de contratación, como la foto en el CV, el aspecto físico, el estado civil o la posible maternidad no creo que deriven del encargado de recursos humanos, sino de la dirección de la empresa o de los accionistas. A mí me parece que lo que se quiere es responsabilizar al empleado de las decisiones de la dirección.

La segunda tergiversación es querer hacer pasar todo por cuestiones de género. El tema de la foto en el CV no es un tema específico de las mujeres. La cuestión de fondo es el control de la empresa sobre aspecto físico del empleado/a, que no es una cuestión específica de las mujeres; es algo que afecta a hombres y a mujeres de manera diferente (i.e. imposición de una determinada vestimenta para trabajar, maquillaje, corte de pelo, depilación, afeitado, etc.). En general el aspecto físico es muy importante para la contratación, especialmente en trabajos de cara al público, pero no sólo. Claro que esto es muy criticable, pero esta crítica sería también una crítica de la empresa y de su dirección y no sólo de la actitud del encargado de recursos humanos respecto esta norma.

Sobre el machismo propio del encargado en la entrevista no me voy a alargar; es muy evidente: aprovecharse de la precariedad y del paro en el mercado de trabajo para obtener favores varios, véase sexuales (vaya, un delito). Si estos “favores sexuales” se llevaran a cabo deberían considerarse una agresión o una violación, en función del caso. A mí me da la impresión que el director del corto se lo toma bastante a la ligera.

Vista la presentación y el nudo, vayamos a la resolución del corto. En ella se nos revela que el equívoco del encargado de recursos humanos y el verdadero estatus de la supuesta “candidata”: es una “consultora” externa. Entonces, la reacción de ella es de devolver al encargado la violencia que este había ejercido sobre ella. El empoderamiento de la mujer se traduce en el uso y el abuso del poder. La principal diferencia es que la violencia de la consultora no tiene un contenido sexual

Supongo que esta conclusión debería llenarnos de orgullo femenino y feminista. Yo me pregunto si lo que ella hace también es un delito: pues esconde a un empleado una información que es de su interés y de su incumbencia.

Analicemos este final, porque no tiene desperdicio. Luego, voy a proponer dos finales alternativos para mejor mostrar ante qué tipo de “feminismo” estamos, sus límites y los intereses que promueve.

Este corto muestra una sociedad y unas relaciones laborales en empresas donde la violencia se ejerce desde arriba hacia abajo, con las especificidades de genero correspondientes. Esta violencia no está encuadrada por las leyes laborales y no parece que pueda estarlo, pues en todo momento se da a entender que estas leyes son papel mojado. Este corto da a entender que los derechos laborales no sirven para nada. Hasta cierto punto esta es la realidad social que tenemos, pero sólo hasta cierto punto; es más, hay personas y grupos que intentan combatir contra esto.

Las relaciones entre la “recepcionista”, el “encargado” y la “consultora” son interesantes. Mientras la recepcionista sufre la violencia del encargado sin poder hacer nada, la consultora tiene una actitud malhonesta y violenta con él. Lo que parece sugerir este corto es lo siguiente: si eres una mujer y no quieres sufrir la violencia de tus empleadores y de tus superiores jerárquicos lo que debes hacer, la solución, la salvación está en la ascensión jerárquica. Entonces, si lo consigues, podrás no respetar los derechos laborales de tus subordinados y ejercer la violencia sobre ellos.

Como todo el mundo no puede ascender jerárquicamente, lo que promueve este corto y esta visión de la sociedad es la competencia entre mujeres. El problema es que no todas las mujeres pueden llegar a ser una consultora de la ostia (consultora de tres al cuarto diría yo, como la mayoría de consultores a los que las empresas contratan para hacer pasar por decisiones técnicas los despidos y los recortes de derechos). Este supuesto “feminismo” no ofrece ninguna solución posible para aquellas que se van a quedar en los puestos inferiores, para las “recepcionistas”. O sí: comer mierda.

Quizá lo que nos quiere dar a entender este corto es que la consultora va a ayudar a la recepcionista en virtud de una supuesta “solidaridad universal” entre mujeres. Esto es mucho suponer, aún más cuando este corto de hecho promueve la competencia. Yo me preocuparía de que la recepcionista tenga sus propias armas para luchar contra el machismo en la empresa y no dependa de la consultora, pero esta es solo mi opinión.

Por último nos queda ver que el “poder” de la consultora es bastante limitado, sigue estando subordinada a un hombre y posiblemente no podrá ayudar a las mujeres situadas jerárquicamente más abajo, aún en el supuesto que ella quisiera. Para esto hay que analizar la relación entre la “consultora”, el “director general” y el “encargado”.

Seamos claros: en última instancia todas las decisiones van a depender del “director general” (o quizá del consejo de accionistas). Esta consultora no es más que una mandada, como el encargado. Si es el director general el que dice lo del CV con foto y lo de la maternidad, ¿qué? ¿Qué es lo que va a decir esta gran feminista-consultora? ¿Qué recursos tiene? Nada, ninguno.

Hay que notar que el “feminismo” de este corto tampoco ofrece ninguna solución ante el posible machismo del director general. En caso que el director general tenga la misma actitud que el encargado, ¿qué puede hacer la consultora? Nada. O sí: comer mierda.

Todavía hay más: en el corto la consultora está reforzada por el apoyo que tiene del director general; todavía este supuesto “feminismo” tiende a caracterizar a la mujer por la relación con un hombre determinado. El objetivo de la mujer podría ser entonces obtener el apoyo del hombre situado más arriba jerárquicamente, no su autonomía personal.

Al contrastar el “encargado” con el “director genereal” quizá lo que nos quiere dar a entender este corto es que el problema de machismo lo tiene el “encargado”, pero en ningún caso el “director general”. Esta es una tónica que encontramos una y otra vez en series, películas y en “revistas femeninas”: como más abajo en la jerarquía social un hombre está, más machista es. Desde este punto de vista, el machismo sería un problema más acentuado en los trabajadores que en los directores generales.

Una idea complementaria y que abunda en estos tipos de contenidos es la siguiente: si un empleado tiene un conflicto con su superiora jerárquica es culpa del machismo del empleado, nunca del abuso de autoridad de la superiora. Lo que debería hacerse es promover que la superiora tenga más poder para controlar a estos trabajadores machistas.

En consecuencia, queda claro que este corto no sólo promueve la competencia para el ascenso social de las mujeres, sino también de los hombres: si uno llega a ser director general podrá hacer lo que quiera con sus subordinados/as.

Por todas estas razones me parece que este corto tiene poco de feminista y responde a algo que quizá podríamos cualificar de neo-machista. Uno está tentado a afirmar que estos videos los promueven los directores generales y los accionistas. Para no entrar en debates terminológicos estériles yo propongo llamarlo “feminismo de multinacional”.

En este sentido hay que remarcar que este festival cinematográfico está promovido por la empresa Jameson Irish Wiskey (primer vendedor de wiskey del mundo [2]) que a su vez forma parte del grupo Pernod Ricard (un monstro con mil tentáculos [3]). La lista de sponsors completa la tenéis en [4].

Hay una configuración social ideal que podría corresponder a las ideas transmitidas en este corto: arriba de todo en la “dirección” casi todo hombres, en los mandos intermedios las mujeres “sobresalientes” y abajo del todo los mindundis, hombres y mujeres. Sin embargo, las mujeres “inferiores” estarían subordinadas a los hombres “inferiores”, como una medida para comprar y tranquilizar a los hombres. Esta es podría ser una configuración característica de un “nuevo modelo patriarcal”.

Por si todavía no estáis convencidos, os propongo dos finales alternativos del corto:

* Final alternativo scooby-doo 1: El encargado le responde: “si vayamos a la reunión, el director es mi primo y nos llevamos de puta madre, a él también le gustan las guarrillas”, o “sí, somos grandes amigos, ¿cómo crees que conseguí el puesto? ¿Cómo crees que él lo consiguió? Y tú, ¿cómo lo has conseguido?”.

En este caso, ¿qué? Nada, empate, todo dependerá de lo que quiera el director general. Todo queda en conseguir el favor del hombre situado jerárquicamente más arriba.

* Final alternativo scooby-doo 2: Este es más interesante. Este es el que me gustaría. En este caso la “candidata” no resulta ser una “consultora” sino una feminista activista que dice: “soy miembro du un sindicato feminista radical no-mixto que tenemos muy mala leche. He gravado la conversación. Ahora mismo voy a colgarlo en internet y a meter una denuncia a ti y a la empresa que os vais a cagar. Ciao guapo”. Luego sabríamos que fue la recepcionista quien las avisó.

Este final sería un final que podría servir a cualquier mujer, con independencia de su estatus social o laboral; mientras siga existiendo el derecho de libre asociación y sindicalización. Este sería un final que podría conciliar el feminismo con los derechos de los trabajadores/as (supongo). Evidentemente un corto así no sería del agrado del “feminismo de multinacional” y no lo vamos a ver en estos festivales. Tampoco el estado lo va a promover.

En conclusión, este corto es otro ejemplo de este “feminismo de multinacional” cuyo objetivo no es más que empujarnos a todos en una carrera competitiva desigual y violenta por el ascenso social y laboral. En fin, pobres niñatas las que se crean esto, carne de cañón, carne de patrón.

Post-scriptum: el guión y la dirección de este video las debemos a un hombre: Joan Alvarez Lladós. No os escandalicéis; no soy más que un hombre criticando a otro hombre. ¿En quién estaría pensando al hacer referencia al “director general”?

Enlaces:
[1] No todo filmfest: http://www.jamesonnotodofilmfest.com/
[2] Jameson Irish Wiskey: http://en.wikipedia.org/wiki/Jameson_Irish_Whiskey
[3] Pernod Ricard: http://en.wikipedia.org/wiki/Pernod_Ricard
[4] Sponsors: http://www.jamesonnotodofilmfest.com/sponsors.html

Advertisements

11 thoughts on ““Feminismo” de ELLE, “feminismo” de Cosmopolitan, “feminismo” de multinacional

  1. Creo que el analisis es acertado en la forma como se presentan los distintos elementos machistas, y como se terjiversa la realidad para culpar a un mindundi en vez de a la politica de empresa.

    En este aspecto creo que van mas alla. Se podria considerar que la imagen de empresa queda favorecida porque es “moderna”, promueve el feminismo o la igualdad de generos, puesto que contrata a una mujer para un puesto de “responsabilidad”. No queda claro si esta va a abusar de su posicion de poder contra el pringado de RRHH, pero creo que se da a entender que es una autentica profesional que solo lo va a cuadrar mas que echarlo. Esta alla para restructurar y optimizar, ella no tiene en consideracion aspectos como el genero o la venganza personal. Pero en realidad lo que que hacen es presentar un arquetipo de mujer fria y calculadora, “valida” para ese puesto (se podria aplicar tambien al director), al servicio de la sagrada empresa, pero siempre manteniendo una imagen de profesionalidad puesto que es una cuestion puramente tecnica si alguien se va a la calle o no. Esto libera a la empresa de toda culpa: el machismo es algo barriobajero, las empresas “modernas” han superado las cuestiones de genero, incluso para adjudicar puestos de responsabiidad, y solo les interesa una cosa: el beneficio.

    El mensaje subyacente es doble y contradictorio: primero, que para optimizar al maximo hay que superar ese machismo burdo y marcadamente sexual, lo importante es que las personas validas suban, aunque las demas se queden en la cuneta. Es la “seleccion natural”, la madre naturaleza que funciona asi y no podemos hacer nada para cambiarlo. Segundo y contradictorio con esta aparente imparcialidad o igualdad entre generos: al final, siempre va haber un hombre en la cima.

  2. “No queda claro si esta va a abusar de su posicion de poder contra el pringado de RRHH, pero creo que se da a entender que es una autentica profesional que solo lo va a cuadrar mas que echarlo”.
    Lo que sale en el corto ya es un abuso de autoridad y una actitud mal honesta, cuando se da cuenta del equívoco debería decirlo, no callarse, es como si buscara los empleados que le caen mal. Todos se pasan los derechos laborales por el forro: ¿qué, porque es una mujer no abusar de ello? Menudo cuento chino, si además la dirección seguro q lo promueve.

  3. “Esta alla para restructurar y optimizar, ella no tiene en consideracion aspectos como el genero o la venganza personal […] imagen de profesionalidad puesto que es una cuestion puramente tecnica si alguien se va a la calle o no”.
    Justamente, estas son las mentiras que promueven las empresas, de técnico y profesional tiene poco.
    Además, la empresa sigue imponiendo diferencias de género marcadas, como las diferentes normas de vestimenta para hombres y mujeres.

    • Eso es lo que pretendía decir, que es el mensaje que hace pasar el corto. Se presenta una empresa moderna que no hace discriminaciones, por tanto la consultora solo se tomaría medidas con criterios objetivos. Si hay que despedir a 200 personas para que los accionistas esten contentos con los margenes de beneficio, ningun problema. Se critica explicitamente la dominacion entre generos, y se promueve implicitamente la de clase.

  4. El mito de la ascensión social: “lo importante es que las personas validas suban, aunque las demas se queden en la cuneta. Es la “seleccion natural”, la madre naturaleza que funciona asi y no podemos hacer nada para cambiarlo”.
    Pero, ¿la naturaleza es una madre?

    • La cuestión para mí sería mas bien, ¿es la competencia para ser el mejor y dominar al resto el único motor de la naturaleza y por tanto del ser humano? o ¿todo se reduce a relaciones de dominación y sumisión?

      Hablando de esto con la gente, uno se da cuenta que el paradigma de la la competencia y el egoísmo como motor de la evolución y la vida está presente en gente de toda clase y género. Quizás es por eso que, hasta cierto punto, se acepta socialmente la dominación tanto entre géneros como entre clases. Y por eso es algo tan difícil de cambiar.

      • … me parece que eran algunos clásicos que decían que la competencia solo es justa y provechosa si es entre iguales, ya que permite mejorar a todos los participantes, en caso contrario no es justa y es un abuso…

  5. Retroenllaç: La parábola de la hija pródiga y otros fragmentos (recopilación) | Contes de l'exili

  6. Retroenllaç: El machismo como mecanismo de dominación de género y de clase (2): estrategias y objetivos | Contes de l'exili

  7. Retroenllaç: Índice-resumen de textos sobre el sistema capitalista-patriarcal | Contes de l'exili

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s